Able to be José Palacio: una fuerza de cambio en Colombia

El despertar de la fuerza

José sonriente levanta un puño en el aire, sosteniendo su muleta en la otra mano, y llevando una camisa con el logo de Star Wars (La Guerra de las Galaxias). © Privado

Soy un gran fan de Star Wars (La Guerra de las Galaxias), porque representa un universo en el que todos los individuos diversos pueden ser aceptados.

Me llamo José y soy de Barranquilla, una ciudad portuaria del norte de Colombia. Justo cuando daba mis primeros pasos como bebé, contraje la polio. Mi madre me dijo que la sala de urgencias estaba llena de casos de poliomielitis y que los médicos pensaban que no sobreviviría. Salí adelante, pero mi pierna izquierda quedó paralizada.

Ser escuchado hace que la gente se sienta mejor. José Palacio
José, de seis años, con su madre. © Privado

Desde que era un niño, he tenido que enfrentarme a la discriminación de la gente que me rodea por estar en una situación de discapacidad, que yo prefiero considerar como "diversidad funcional". En la facultad de medicina, algunos profesores incluso desaprobaron que me convirtiera en médico. Decían que no sería capaz de hacer bien el trabajo. Pero superé todas esas barreras. Me especialicé en medicina y ahora soy cirujano.

Me gusta escuchar las historias de vida de mis pacientes. A veces buscan algo más que un tratamiento físico: necesitan que alguien les escuche. Ser escuchado hace que la gente se sienta mejor.

Un nuevo plan para la libertad

José recibe su certificado de graduación en medicina mientras la gente a su alrededor aplaude. © Privado

Hoy camino con la ayuda de una férula y un bastón, pero prefiero utilizar una silla de ruedas para las distancias más largas. Esto es un reto porque la ciudad de Barranquilla no es muy accesible.

Todavía tenemos muchas barreras arquitectónicas en Colombia. Los espacios públicos carecen de rampas; no tenemos semáforos sonoros ni pavimento táctil. También tenemos barreras de comunicación, como la falta de libros en braille y de intérpretes de lengua de signos en las escuelas. Las actitudes también pueden ser un obstáculo: por ejemplo, la gente no tiene en cuenta las plazas de aparcamiento reservadas o los profesores se niegan a enseñar a los niños con diversidad funcional.

Estoy comprometido con la transformación social de mi país. José Palacio

Hemos hecho algunos progresos en el cambio de leyes y reglamentos, en la creación de programas de apoyo financiero y en una educación más inclusiva. Pero la opresión sigue siendo un gran problema en nuestra sociedad.

Estoy comprometido con la transformación social de mi país. Por eso he escrito un libro que propone un nuevo modelo para liberar a las personas mediante un mejor acceso y una mayor autonomía personal. Llamo a este modelo ISAIAS, y el objetivo general es la inclusión social mediante la igualdad de oportunidades y la participación cultural, política y económica libre y digna.

José habla con un paciente sentado en una mesa al aire libre. © Privado
La mayor cosa que he hecho por mí mismo es aceptar mi situación de discapacidad. José Palacio
José está sentado en un sofá con su esposa y sus dos hijos al lado de una mesa con un pastel. Sonríen y su hijo mayor señala el certificado universitario que indica que se ha convertido en Doctor en Ciencias Sociales. © Privado

Convertirse en el Profesor Xavier

El conocimiento me hace sentirme empoderado, especialmente la comprensión de los problemas estructurales de nuestra realidad actual. Tener el amor de mi familia y el firme apoyo de mis amigos también me hace sentirme empoderado. Siempre están a mi lado en los numerosos proyectos que emprendo.

La mayor cosa que he hecho por mí mismo es aceptar mi situación de discapacidad. Y entender que todos somos diferentes, pero no por ello menos iguales en derechos.

Por eso ahora intento también marcar la diferencia en la vida de otras personas. Intento guiarlas en su proceso de liberación, alejándolas de esos viejos paradigmas que ven la diversidad funcional como un mal que debe ser tratado.

A veces les digo a mis amigos que esto es como lo que hace el profesor Xavier en X-Men. Esta es una película sobre la lucha que existe en la sociedad, entre excluir o incluir a los que se consideran diferentes.

Al igual que en La Guerra de las Galaxias, algunas organizaciones pueden querer tomar el poder por la fuerza, pero siempre habrá resistencia por luchar por la libertad de todos. Y lo más importante, no importa lo fuerte que sea un imperio, siempre será derrotado por la esperanza.

José y sus amigos participan en una marcha nacional por la educación superior. José está en su silla de ruedas con una camiseta roja y el puño en alto. Muchas otras personas caminan junto a ellos por una carretera principal con altos edificios al fondo. © Privado

Datos sobre las personas con discapacidad en Colombia

1. En Colombia hay alrededor de 4,5 millones de personas con discapacidad.

2. El 90% de los niños y niñas con discapacidades no asisten a una escuela regular.

3. El 93% de las personas con discapacidad del país viven con su familia.

4. Las personas con discapacidad encuentran barreras para su movilidad y actividades diarias en las calles (46%), el transporte público (34%), los andenes (29%) y los parques (26%).

5. Colombia ratificó la Convención de la ONU sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad (CNUDPD) en 2011.